La Grasa En Su Abdomen Es Un Signo de Alarma (I/III)

Las muescas en su cinturón cuentan la historia: Si su cintura ha ganado  circunferencia, tienes más que un simpático acolchado. Se trata del aumento de la grasa abdominal, en particular de la “grasa  visceral” (Belly Fat), y eso es un problema de salud  que no se debe ignorar.

“Un gran cintura te pone en mayor riesgo de muchos problemas de salud – la diabetes, enfermedades del corazón, presión arterial alta, y los accidentes cerebrovasculares”.

Incluso las personas delgadas pueden tener “oculta” la poco saludable grasa del vientre . La investigación muestra que la grasa puede estar plegada en el interior del abdomen alrededor de los órganos del estómago, visibles solamente por TAC o resonancia magnética. Esta grasa pone a las personas en los mismos riesgos para la salud como una persona con gran circunferencia.

¿Cómo  puede hacerte daño ésta grasa?
La grasa del abdomen no  yace inactiva en su  cintura. Hoy se concibe como un “órgano” activo en su cuerpo – que produce en serie de hormonas y sustancias inflamatorias.

“Se piensa que la  grasa abdominal se descompone fácilmente en ácidos grasos, que desembocan directamente en el hígado y en el músculo”

Cuando estos ácidos grasos  drenan en exceso en el hígado, generan una reacción en cadena  – el aumento de la producción de colesterol “malo” LDL y los triglicéridos. Durante este tiempo la insulina también puede llegar a ser menos eficaz en el control de azúcar en la sangre, conocido como resistencia a la insulina, generando alteraciones en los niveles de glucosa en sangre y estableciendo las bases para el desarrollo de diabetes, enfermedades del corazón y más.

La grasa abdominal provoca  cambios en la angiotensina, una hormona que controla la constricción de los vasos sanguíneos – que aumenta el riesgo de hipertensión arterial, accidente cerebrovascular y ataque cardíaco.

De hecho, la grasa del vientre es un indicador clave de la “síndrome metabólico”, un conjunto de anomalías que incluyen altos niveles de azúcar en la sangre, la presión arterial y los triglicéridos, así como los bajos niveles de colesterol “bueno” HDL. Esta combinación de riesgos tiene un impacto en la mortalidad por enfermedades del corazón.

http://www.webmd.com/diet/the-risks-of-belly-fat

La" pancita" es signo de alarma

La “pancita” ….

Publicado en General.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *